Testimonios: Lexis, Kobe

Emma Mouton
Emma Mouton
Lexis, Kobe
Duración: 4 semanas

Me encantó mi programa de un mes en Kobe. Lexis ofrece cursos de calidad, con varios niveles diferentes. El personal de la escuela también me ayudó mucho. Al tener clase de japonés solamente por la mañana, tenía las tardes libres para explorar los muchos lugares interesantes de Kobe, como las cataratas de Nunobiki. Además, es fácil llegar hasta Osaka, que está a unos 25 minutos en tren. Me lo pasé muy bien e hice muchos amigos, con los que exploré buena parte de Japón.

Leer todo
Sascha Grossglauser
Sascha Grossglauser
Lexis, Kobe
Duración: 4 semanas

Disfruté mucho de mi estancia en Japón. La familia era genial; una pareja de jubilados muy agradables que siempre estaban de buen humor. La pareja alojaba al mismo tiempo que a mí a una estudiante americana, también muy simpática. No obstante, su casa estaba bastante lejos de la escuela; tenía que coger el metro 30 minutos y, después, caminar unos 10 minutos.

La escuela estaba bien. El curso fue un poco difícil, ya que yo empezaba de cero. Aconsejaría a los futuros estudiantes que estudien la base del idioma antes de realizar el programa. Los profesores eran atentos con los alumnos y trataban de ayudarnos lo máximo posible. No éramos muchos estudiantes, pero había muy buen ambiente entre nosotros. La escuela se encuentra en el centro de la ciudad, aunque es algo difícil de encontrar, lo que hace que todos los nuevos estudiantes (entre ellos, yo) se pierdan fácilmente los primeros días por las calles de la ciudad.

Kobe es una ciudad muy agradable y bastante tranquila, en comparación con otras ciudades japonesas. Los habitantes son más cercanos y están dispuestos a echar una mano si hace falta (por ejemplo, a dar indicaciones). La ciudad no está abarrotada de gente, siempre hay espacio, incluso en el metro. Kobe se encuentra entre el mar y la montaña, por lo que se pueden realizar una gran variedad de actividades. Kyoto y Osaka están cerca, ciudades en las que también hay mucho que hacer. En verano, abundan los festivales japoneses.

El único comentario negativo que tengo está relacionado con el viaje de vuelta: no se ofrecía servicio de acompañamiento hasta el aeropuerto y fui al que no era… Aun así, conseguí coger mi vuelo, pero estuve a punto de perderlo.

Leer todo